Un nuevo parque público en Bravo Murillo sobre los terrenos del Canal | Somos Chamberí

Un nuevo parque público en Bravo Murillo sobre los terrenos del Canal

Estará dotado de zonas deportivas e infantiles y tendrá un tamaño de 3.700 metros cuadrados junto al Segundo Depósito, cerca del Depósito Elevado

Vista cenital del nuevo parque del Canal de Isabel II junto a Bravo Murillo

Los vecinos de Chamberí contarán en 2019 con un nuevo parque de uso público, dentro de las instalaciones del Canal de Isabel II. Estará ubicado en el Segundo Depósito, junto a Bravo Murillo, en el tramo que va desde José Abascal hasta casi llegar a Ríos Rosas. Su estructura será lineal y albergará zonas de ejercicios y de juegos infantiles.

Este nuevo espacio de recreo, que se complementará con los jardines del Depósito Elevado que se abrirán en otoño, contará con 3745,30 m² de superficie, una estructura lineal a lo largo de la calle y tres entradas. Un jardín vertical destaca entre sus nuevos elementos, que también incluyen columpios, aparatos para hacer ejercicio y elementos estanciales.

Vista cenital del nuevo parque en Bravo Murillo

El proyecto contempla crear un camino que atraviesa el parque de norte a sur, con diferentes superficies (tarima de madera, césped y granito) y con una serie de zonas deportivas e infantiles diseminadas a derecha e izquierda del paseante.

Áreas de ejercicios

En la zona más cercana a Ríos Rosas se instalará un área para el Street Workout, con barras para practicar las dominadas, dos monkey bars (escaleras horizontales para trepar), dos barandillas, una pared sueca, un banco de abdominales, siete barras paralelas altas, dos barras paralelas y 13 postes verticales.

También se prevé la instalación de varios aparatos de ejercicios a lo largo del parque, aptos para todas las edades. En concreto habrá una bicicleta elíptica, otra estática, un corredor aéreo, una rueda de estiramientos y pedales de mano.

Detalle de una de las zonas interiores del parque

Además de los deportistas, los niños serán otros de los que cuenten con más infraestructuras específicas para ellos. Habrá tres áreas infantiles. En la primera se instalará un arenero con dos excavadoras de acero inoxidable, en la segunda -con suelo blando de caucho- se colocará un tobogán, un columpio normal y otro columpio nido. Y también habrá una zona de escalada sobre arena. En una tercera zona se instalarán elementos de cama elástica y barra dinámica, que se acompañarán de cuatro paneles de juegos.

El resto del mobiliario urbano del parque se compone de 40 bancos, 3 fuentes, además de 15 mesas y sillas. También se cambiará todo el cerramiento exterior, que adoptará una estética similar al que rodea actualmente el Parque Santander.

Un parque fruto de la negociación vecinal

El Canal cumple con este proyecto con el compromiso alcanzado con las organizaciones vecinales Parque Sí y El Organillo, quienes lucharon primero para la demolición del campo de Golf Canal y luego para la apertura de espacios de esta institución pública y su conversión en zonas verdes.

Otra de las zonas interiores de este área verde

Los responsables del Canal les transmitieron su nueva política de transparencia y servicio público que pasa por habilitar zonas verdes hasta ahora cerradas para paliar el enorme déficit existente en Chamberí en este tipo de infraestructuras: en el distrito hay actualmente 11,35 hectáreas de este tipo, lo que arroja una media de 0,83 m² por habitante, la cifra más baja de toda la capital. El mínimo aconsejable es 10 m² por persona y en Madrid la media está en 19,54 m².

El proyecto del parque del Segundo Depósito en Bravo Murillo tiene un coste estimado de 2.436.298,93 euros y aún no ha sido adjudicado. El próximo 15 de junio se abrirán todas las ofertas presentadas y, a partir de ese momento, se estudiará qué empresa se encarga de las obras, para las que contará con un plazo estimado de 12 meses.

Con la apertura de este parque, Chamberí ganará en muy poco tiempo tres jugosas zonas verdes, contando la ya citada junto al Depósito Elevado y, sobre todo, la prevista en las antiguas instalaciones del campo de golf, que albergará varios campos deportivos, pistas para correr, jardines, fuentes y una gran plaza para eventos.

Quizás no sean las últimas, porque los mismos vecinos que han negociado estas tres aperturas piden una cuarta: la de la Fuente del Lozoya, que se encuentra justo enfrente del nuevo parque de Bravo Murillo y que fue visitada recientemente durante el Paseo de Jane de este año, que recorrió diferentes infraestructuras del agua de Chamberí.